Consejo

El motivo de la aparición de sangre en la leche en una cabra, qué hacer y métodos de tratamiento.


Cualquier criador de ganado al menos una vez en su vida se enfrenta a las enfermedades de sus mascotas. Como regla general, las dolencias son causadas por una dieta y una ganadería inadecuadas. Pero también existen problemas más graves que aumentan el riesgo de desarrollar enfermedades graves. Si durante el ordeño una cabra tiene leche con sangre, puede haber muchas razones para este problema. ¿Cómo puede reconocer a cada uno de ellos y brindar asistencia oportuna a su querida y valiosa mascota?

Brecha de contención

Para criar cabras lecheras sanas que produzcan grandes cantidades de leche sana y sabrosa, en primer lugar, debe cuidar las condiciones para la cría de ganado.

Los animales a menudo se enferman y mueren en cuartos sucios, húmedos y fríos con condiciones insalubres.
  1. La habitación donde se encuentran los animales no debe tener mucha humedad, lo que contribuye a la propagación de lesiones fúngicas, virales y bactericidas.
  2. Una gruesa capa de paja se extiende por el suelo.
  3. Si los animales yacen sobre una superficie de piedra u hormigón, aumenta el riesgo de hipotermia e inflamación de la ubre.
  4. Los procesos inflamatorios tienen un efecto destructivo en los pequeños vasos de la glándula mamaria, por lo tanto, después del ordeño, aparece un sedimento rojo en la leche.

¡Importante! En invierno, la habitación con las cabras se calienta y ventila a diario.

Leche estancada

Las técnicas de ordeño inadecuadas y las malas condiciones de alojamiento aumentan el riesgo de estancamiento de la leche en las cabras. En este caso, la cabra también produce leche con coágulos y sedimentos sanguinolentos. Si el proceso inflamatorio no se detecta a tiempo, con el tiempo se convertirá en una enfermedad grave: mastitis.

El estancamiento resulta del ordeño analfabeto, cuando queda una pequeña cantidad de líquido en la ubre.

Signos de estancamiento:

  • la leche se vuelve acuosa;
  • aparecen copos en el producto;
  • hinchazón pronunciada de la ubre;
  • la piel de la ubre se calienta, aparecen manchas rojas;
  • tocar la glándula mamaria provoca ansiedad en el animal;
  • aparece un tinte rosado o rojo en el producto de ordeño;
  • una fuerte disminución de la actividad y el apetito del animal.

Elimina este problema con un masaje diario en la ubre. Si la inflamación se ha convertido en mastitis, se prescriben medicamentos serios.

Incumplimiento de las reglas de ordeño.

La técnica de ordeño inadecuada y la violación de los requisitos de higiene a menudo provocan la inflamación de la ubre de la cabra.

La leche que queda en la ubre se estanca y provoca el desarrollo de la enfermedad. Además, a través de microfisuras en los pezones, pueden ingresar microbios patógenos. Como resultado, los vasos pequeños se dañan y la valiosa bebida se vuelve rosa.

Opinión experta

Zarechny Maxim Valerievich

Agrónomo con 12 años de experiencia. Nuestro mejor experto en cabañas de verano.

¡Importante! Las lecheras experimentadas se lavan bien las manos antes de cada ordeño y las tratan con una solución antibacteriana.

Dieta inadecuada

También aparece un sedimento rojizo en la leche con una dieta inadecuada de los animales.

  1. Una gran cantidad de verduras y hierbas frescas provocan una alteración de la digestión en las cabras, lo que contribuye al desarrollo de microorganismos dañinos.
  2. El heno de mala calidad debilita el sistema vascular de los animales, lo que provoca una mancha rosada de la leche.
  3. Además, el forraje afectado por hongos y moho no se utiliza para alimentar a las cabras.

Durante una sequía prolongada, no se recomienda llevar ganado a los pastos. El crecimiento verde útil para los animales se seca y solo las plantas venenosas pueden presumir de resistencia a la sequía.

No coseche heno en campos donde crecen ranúnculos o espolones. La ingestión de estas plantas en el cuerpo de los animales también contribuye a la coloración de la leche en un color rojizo.

Procesos inflamatorios de los órganos reproductores.

A menudo aparece un sedimento rosado en la leche después del parto de una cabra, acompañado de complicaciones. Como resultado de la separación prolongada de la placenta o el curso latente de la endometritis, se produce una inflamación de la ubre que se convierte en mastitis. En tales casos, se usa medicación. Además, después del parto, la glándula mamaria se reconstruye para alimentar a los niños. Los vasos y tejidos de la ubre no pueden soportar el aumento de la carga y el desgarro, lo que hace que la sangre ingrese a la leche.

Signos de inflamación después de parir una cabra:

  • el tinte rosado de la leche apareció inmediatamente después del nacimiento de los niños;
  • un fuerte aumento en la cantidad de leche;
  • ubre muy agrandada;
  • enrojecimiento e inflamación de la mama.

Muy a menudo, este problema surge con animales jóvenes que traen descendencia por primera vez.

Trauma

En el proceso de la vida, los animales pueden lesionarse en la ubre. En los pastos, las cabras arañan las espinas y los bordes afilados de la hierba. En las heridas resultantes, se produce un proceso inflamatorio que conduce al desarrollo de estancamiento o mastitis.

Las cabras son animales activos y se pueden producir lesiones en las ubres al saltar o jugar entre ellas.

Signos de lesiones y heridas en la ubre:

  • la aparición de coágulos de sangre durante el ordeño;
  • el animal muestra ansiedad al tocar la ubre;
  • sedimento rojizo en el producto después del ordeño.

Para el tratamiento de tales lesiones, se usa una solución de furacilina, con la que se lavan la ubre y los pezones de una mascota.

¡Referencia! En las granjas a gran escala, el ganado se inspecciona cuidadosamente para detectar lesiones y daños después del pastoreo diario en prados y campos.

Complicación después del tratamiento farmacológico.

La inflamación de la ubre también puede ocurrir después de un tratamiento farmacológico a largo plazo con antibióticos. Los medicamentos contribuyen a la destrucción de la microflora beneficiosa en el cuerpo de las cabras, debilitan las paredes de los vasos sanguíneos y reducen la coagulación de la sangre. Esto aumenta el riesgo de lesiones, raspaduras y abrasiones.

Además, el tratamiento a largo plazo ayuda a debilitar el sistema inmunológico de los animales. Como resultado, aumenta el riesgo de desarrollar lesiones fúngicas, virales y bacterianas que debilitan el sistema vascular de las cabras. Y los vasos débiles provocan sangrado local, que tiñe la leche de rojo o rosa.


Ver el vídeo: Pasteurización de la leche de cabra (Octubre 2021).